Qué es social commerce y cómo implementarlo en 2023

Descarga gratis nuestra guía completa de Ecommerce
Nancy Rodrigues
Nancy Rodrigues

Actualizado:

Publicado:

Vender en línea es una de las mejores estrategias para llegar a un público cada vez más diverso y familiarizado con la tecnología. Pero como tantas empresas han incursionado en el mundo del comercio electrónico, cada vez es más complicado encontrar estrategias o fórmulas innovadoras para vender.

Social Commerce

Si tu tienda en línea ha bajado su volumen de ventas o sientes que tus estrategias de inbound marketing no están funcionando como esperabas, tal vez es momento de incursionar en otros métodos como el social commerce.

En este artículo hablaremos con detalle de esta estrategia, cómo puedes implementarla y algunas plataformas electrónicas que puedes aprovechar para llevar a tu negocio al siguiente nivel.

Descubre cómo crear tu tienda electrónica desde cero

Explora los pasos clave para lanzar tu propia tienda en línea desde cero, desde la configuración de la plataforma hasta la promoción y gestión, para comenzar a vender en el mundo digital.

Más información

    Descargar ahora

    Todos los campos son obligatorios.

    ¡Listo!

    Haz clic en este enlace para acceder a este recurso en cualquier momento.

    ¿Qué es el social commerce?

    Actualmente, más de 4760 millones de personas en todo el mundo son usuarias de redes sociales, lo que representa casi el 60 % de la población. Esto deja en evidencia el gran volumen de clientes potenciales que una marca puede captar mediante estrategias de social commerce.

    A este dato se suma que el promedio de usuarios a nivel global destina cerca de 2 horas y media diarias a navegar a través de estas plataformas. Esto hace que las empresas busquen generar estrategias que impacten a los usuarios. Si a esto le añadimos que 82 % de los usuarios han comprado por medio de redes sociales algún producto, podemos constatar las posibilidades comerciales de estas plataformas.

    Cómo implementar una estrategia de social commerce

    1. Elige tu ecosistema
    2. Integra las plataformas en tu estrategia digital
    3. Aprovecha las funcionalidades de las plataformas
    4. Evalúa qué contenidos busca tu audiencia
    5. Sé transparente 
    6. Incentiva que te sigan en tus perfiles de redes sociales
    7. Permite y fomenta la crítica

    1. Elige tu ecosistema

    El primer paso para implementar una estrategia de social commerce es elegir las herramientas y plataformas que más se ajusten a las necesidades de tu empresa. Para hacerlo es importante que primero conozcas el público al que te diriges. Por ejemplo, si vendes productos para profesionistas es probable que no encuentres tu público ideal en Instagram o TikTok.

    En el mercado hay una gran cantidad de plataformas de redes sociales, pero en realidad la mayoría de la población se concentra en algunas cuantas: Facebook cuenta con casi 3000 millones de usuarios activos, YouTube 2500 millones y WhatsApp e Instagram 2000 millones cada una. 

    Si bien podrías inclinarte a abrir cuentas para tu empresa en todas las redes sociales, es recomendable que elijas solamente una o dos para arrancar y que evalúes posteriormente si tienes la capacidad para gestionar otras. A fin de cuentas, tu público no está en todas las plataformas, por lo que debes identificar dónde invertir tus esfuerzos.

    2. Integra las plataformas en tu estrategia digital

    Como hemos visto, las redes sociales son un canal comercial ideal, pero esto no significa que sea el único. Por el contrario, cada medio de ventas es importante. Por ello no es recomendable quedarse solo con una opción. 

    Para crear puentes entre tus estrategias puedes enlazar tu sitio web a tus perfiles de redes sociales. Paralelamente, puedes incluir los iconos de tus redes sociales en el sitio para que tus visitantes compartan tus productos. Así, creas una experiencia amplia a través de diferentes canales y medios.

    Otra buena estrategia es conectar todas las herramientas que elijas a un gestor de redes sociales. Estos software están diseñados para facilitar el control de tus interacciones y mantener toda tu información en un mismo lugar.

    3. Aprovecha las funcionalidades de las plataformas

    Algunas plataformas de redes sociales como Twitter, solo permiten compartir información. Para detonar ventas en este tipo de redes sociales se necesita esforzarse más, ya que no resultan ideales para el comercio.

    Por el contrario, algunas plataformas de redes sociales cuentan con secciones optimizadas para la venta online, como Facebook, Instagram o WhatsApp. Estos sistemas son mucho más fáciles de utilizar, ya que cuentan con las herramientas necesarias para publicar productos y servicios, venderlos e incluso cobrar al cliente.

    Además, muchas de las plataformas de redes sociales cuentan con canales de comunicación directa con el cliente, tales como ventanas de chat o mensajería. Aprovecha estos recursos para dar una buena atención al cliente y ofrecerle más información sobre envíos, pagos y compras. Incluso, puedes programar chatbots en línea que te ayuden a resolver problemas comunes y mejorar la experiencia del cliente.

     << Descarga gratis la guía completa sobre e-commerce >>   

    4. Evalúa qué contenidos busca tu audiencia

    Utilizar las redes sociales como canal de venta no significa solo llegar al cliente y vender. Esto incluso puede generar un sentimiento de desconfianza entre quienes visitan tus perfiles. Por ello es importante diseñar una estrategia de ventas y marketing de redes sociales adecuada a cada plataforma y a los contenidos que se comparten en ella.

    Por ejemplo, Twitter es ideal para divulgar mensajes breves; Instagram para publicar imágenes; TikTok para subir material audiovisual. Una vez que hayas identificado cuál es la plataforma donde están tus clientes será necesario que sepas qué contenido diseñar en cada una para captar su atención.

    5. Sé transparente 

    Muchas marcas optan por utilizar sus redes sociales únicamente como canal de marketing. Eso hace que el usuario deba navegar de estas plataformas hacia los sitios web de las empresas. Pero si las redes sociales por sí mismas permiten ofrecer productos y concretar ventas, ¿por qué no ahorrarle un paso adicional al cliente?

    La transparencia te puede ayudar a mantener encantados a tus visitantes. No olvides incluir los precios de tus productos, las descripciones puntuales de sus características y la forma o condiciones en que pueden ser adquiridos y enviados. 

    6. Incentiva que te sigan en tus perfiles de redes sociales

    Otra buena estrategia para mantenerte vigente para una audiencia determinada es crear contenidos útiles, que alienten a que los usuarios te sigan y adquieran tus productos. Esto facilita que permanezcan al tanto de las novedades, ofertas y lanzamientos de tu marca y se vuelvan clientes recurrentes.

    Para incentivar que te sigan puedes ofrecer descuentos (si comparten alguna de tus publicaciones en sus historias o si invitan a más personas a seguirte), llevar a cabo sorteos o dar regalos (cada cierto número de suscriptores).

    7. Permite y fomenta la crítica

    Por último, una estrategia de social commerce no te llevará a ningún lado si no permites la crítica y la retroalimentación. Solo conociendo los intereses, experiencias y necesidades de los clientes puedes optimizar el uso de redes sociales para ventas. Por otro lado, dar apertura a que tus clientes comenten y dejen reseñas de tu marca es fundamental para que otros usuarios estén informados sobre tu oferta.

    Por ejemplo, las reseñas en Google o Facebook tienen un impacto directo en la percepción que las audiencias tienen de tu marca. Ten en cuenta que el 98 % de los consumidores online revisan comentarios, reseñas y calificaciones antes de realizar una compra en línea. 

    6 ejemplos de plataformas perfectas para social commerce

    Ahora que sabes cómo implementar una buena estrategia de social commerce es momento de que exploremos las plataformas más populares que puedes utilizar para vender. 

    Facebook

    Al día de hoy, Facebook sigue siendo la red social líder en todo el mundo. Con casi 3000 millones de usuarios, esta plataforma es ideal para alcanzar a muy diversos clientes. 

    Una ventaja de Facebook es que cuenta con su propia sección de ventas, conocida como Facebook Marketplace. Esta herramienta es especialmente útil para las ventas de personas a personas, pero también los emprendimientos y las pequeñas empresas pueden aprovechar sus funcionalidades.

    Cuando hablamos de empresas más grandes, generalmente el uso de Facebook está centrado en captar clientes, mantenerlos actualizados y, en algunos casos, dar beneficios como ofertas, descuentos o cupones. 

    Instagram

    Instagram es una aplicación hermana de Facebook que ha llevado el comercio electrónico a otro nivel. Se ha centrado en ofrecer un canal de ventas para emprendedores y marcas en crecimiento mediante su sección Instagram Shopping.

    Esta herramienta está diseñada para los perfiles empresariales o de negocios, por lo que no cualquier persona puede ofertar sus pertenencias en ella. Una ventaja es que la interfaz de navegación de la red social integra el feed del perfil, las historias y la tienda en un cintilla fácil de navegar. De este modo se ofrece una experiencia más fluida, en la que el usuario puede ver los productos, conocer sus características y ver publicaciones relacionadas en la misma pantalla.

    Otra ventaja es que las publicaciones pueden estar conectadas con productos de la tienda. Así, los usuarios pueden obtener rápidamente mayor información del artículo y adquirirlo.

    WhatsApp

    Con más de 2000 millones de usuarios, WhatsApp es una de las plataformas más populares y con mayor presencia en el mercado digital. En sus orígenes, los usuarios solamente podían utilizar esta plataforma para conectar con personas y hacer uso de su sistema de mensajería y llamadas. Pero hoy WhatsApp ofrece a las empresas la posibilidad de crear perfiles de negocios, en los que no solamente brinden atención a sus clientes o den seguimientos a pedidos, sino que puedan gestionar compras e incluso publicar catálogos de productos o servicios.

    Si muestras tu número o link de contacto en línea, los prospectos pueden acceder a tu perfil de usuario y conocer tus ofertas en una sección conocida como Catálogo —incluso sin enviarte algún mensaje—. Lo único que deberás hacer para concretar la venta es generar un enlace de pago con algún tercero, como Mercado Pago, y desde WhatsApp podrás dar información sobre envíos, responder preguntas del cliente y continuar con otros procesos de venta.

    Una ventaja más de WhatsApp es que trabaja a la perfección con API y extensiones. Por lo que puedes llevar a cabo una integración entre HubSpot y WhatsApp para mantener tus interacciones con los clientes actualizadas en tu CRM y gestionar todas tus operaciones desde nuestra plataforma.

    Pinterest

    Pinterest es otra plataforma que durante muchos años dominó en el área de diseño, arte y moda. Y aunque hoy en día su popularidad no sea igual que la de otras redes, tiene la modesta cantidad de 445 millones de usuarios; por eso sigue siendo una opción competitiva para las empresas que quieren vender a través de redes sociales.

    Esta plataforma cuenta con dos opciones de cuentas: las de usuarios y las comerciales. Las primeras son las más comunes y en ellas los usuarios colocan imágenes en sus tableros. Las segundas están diseñadas para que las empresas puedan monitorear al público que visita su perfil y enlazar las publicaciones a un sitio web.

    En el caso de Pinterest, la venta directa no es posible. Sin embargo, crear contenidos llamativos puede incentivar que los clientes conozcan tu marca y accedan a tus páginas web para conocer más de un producto y comprarlo de forma directa.

    YouTube

    YouTube es la segunda red social con mayor número de usuarios en el mundo. Con más de 2500 millones de usuarios, la plataforma de video es ideal para promover el comercio y ofrecer productos directa o indirectamente a los prospectos. 

    La forma más simple de hacer social commerce en YouTube es mediante la creación de contenidos en los que presentes tus productos, hagas reseñas sobre ellos o colabores con youtubers para llegar a una mayor audiencia. A lo largo de tu video puedes insertar enlaces para que tus espectadores sean redirigidos a ofertas específicas o bien puedes incluirlos en la descripción del material. 

    Por otro lado, YouTube ha lanzado su propia sección denominada Shorts en la que los usuarios pueden compartir videos cortos. Este tipo de contenidos te pueden ayudar a llegar rápidamente a tus audiencias, aunque el proceso de venta en este formato también requiere redirigirlos a tu sitio.

    LinkedIn

    LinkedIn no es una plataforma que esté optimizada para vender directamente a las personas. Sin embargo, esta red social puede servirte como una herramienta en tu proceso de ventas para adquirir contactos, ofrecer servicios o canalizar a los prospectos a tu sitio de venta en línea.

    Debido a que esta plataforma está diseñada para profesionales, funciona mucho mejor para ofrecer servicios de consultoría, recursos humanos o tecnología. Si la usas, no olvides conectarla con tus otras cuentas de redes sociales e incluir el enlace a tu sitio web.

    Como puedes ver, las opciones son diversas y dependen de tu público y de tus alcances, ya sea en términos de creatividad o de servicio. Implementa el social commerce más adecuado para tus leads y clientes y ¡aumenta tus ventas!

    Cómo crear una estrategia de E-commerce  para crecer tu negocio

    Artículos relacionados

    Pop up para DESCARGA GRATIS NUESTRA GUÍA COMPLETA DE ECOMMERCE GUÍA COMPLETA DE ECOMMERCE

    Descubre todos los elementos necesarios para crear tu tienda electrónica desde cero e impulsar tus ventas.

      Pop up para DESCARGA GRATIS NUESTRA GUÍA COMPLETA DE ECOMMERCE GUÍA COMPLETA DE ECOMMERCE

      Powerful and easy-to-use sales software that drives productivity, enables customer connection, and supports growing sales orgs

      START FREE OR GET A DEMO