¿Te ha pasado que hiciste un primer contacto con alguna persona o empresa y se va generando una sensación de vacío conforme pasan los días al no tener una respuesta? Esto es muy común. Seguir esperando no siempre es la mejor opción, por lo que vencer la incertidumbre y tomar la iniciativa de hacer un seguimiento es una mucho mejor idea.

En 2021 se estimó que más de 4000 millones de personas usan frecuentemente el correo electrónico a nivel global, y más del 70 % de los profesionales se valen del email para difundir contenidos vinculados con su organización. Por ello es evidente que una de las mejores prácticas para realizar un seguimiento es a través del envío un correo electrónico, ya que prácticamente todas las personas económicamente activas tienen por lo menos una cuenta de mail.

<< Descarga gratis 15 plantillas de correo electrónico para acelerar tus ventas  >> 

Un correo de seguimiento debe tener un tono y una estructura particular para que tengas éxito, es decir, que sea visto, llame la atención, sea abierto y que el mensaje que difundas cause un impacto. A continuación te mostraremos cómo hacer un correo de seguimiento que sí reciba respuestas. 

¿Para qué sirve hacer un correo de seguimiento? 

Tras un contacto (o una serie de contactos), ya sea telefónico, en un evento, por medio del sitio web, etcétera, es importante retomar la comunicación y hacer un seguimiento para mantener una comunicación, brindar información sobre los pasos a seguir tras un suceso, dar consejos sobre un tema en particular, cumplir un objetivo, entre otras funciones. 

Muchas personas prefieren ser contactadas mediante un correo electrónico, ya que esta es una forma no invasiva de comunicación y les da tiempo de revisarlo y analizar una posible respuesta. 

Lo que se busca con un correo de seguimiento es conservar el hilo o vínculo con una persona, grupo u organización, lo cual permite que sigas interactuando, aumentando la difusión de tus contenidos y manteniéndote visible. 

1. Recuerda el suceso de seguimiento

Para dar un seguimiento debes tener claro qué pasó en el primer contacto. Procura no ceder al ímpetu de crear un correo de seguimiento si no recuerdas el suceso. Haz memoria y echa un vistazo a cómo fue la primera interacción. Pregúntate: ¿quién era esa persona con la que interactuaste?, ¿a qué empresa pertenece?, ¿dónde y cómo se conocieron?, ¿de qué hablaron?, ¿la persona sigue en la misma posición o rol dentro de la organización?

Si tienes bien identificado el hilo del suceso, entonces pasa a la redacción de tu correo de seguimiento. Esto te ayudará a retomar una comunicación afable, espontánea y auténtica, evitando parecer oportunista.

2. Establece un objetivo de tu correo de seguimiento

Si quieres hacer un seguimiento es porque necesitas obtener algo, así que es fundamental establecer un objetivo para tu correo electrónico. Así sabes qué ofrecer y qué respuesta esperas de la otra persona. 

Quizá se trata de un lead que se interesó por probar tu producto o servicio, pero en algún punto se cortó la comunicación; así que seguramente querrás saber si esa persona sigue estando en la misma posición dentro de su empresa; y si es así tu objetivo es animarlo a continuar con la demostración del producto.

Otro caso, por ejemplo, es que se trate de una persona que te ayudaría a contactar con un proveedor y quieres establecer ese contacto. 

3. Piensa en un elemento atractivo

Una vez que tengas claros los dos puntos anteriores, puedes pensar en los elementos que te servirán para elaborar tu correo de seguimiento. En este caso requieres crear algo atractivo dentro del correo para captar la atención de tu interlocutor (y que reconozca de qué le estás hablando y quién eres). 

Este elemento, por lo general, puede ser el asunto de tu correo electrónico porque es lo primero que verá la otra persona. Si no es claro o suficientemente atractivo, seguramente la persona en cuestión no abrirá el email y lo que digas en el cuerpo del texto no tendrá ninguna relevancia. 

Por eso, cuando pienses en elementos atractivos debes considerar el uso de frases breves, contundentes y llamativas para propiciar que el correo sea leído. 

4. Preséntate 

Necesitas presentarte nuevamente y saludar con cortesía para que te recuerden; además así generarás confianza. Si personalizas tu saludo con el nombre de la persona a la que estás contactando podrás generar un vínculo más genuino. 

No des por hecho que tu nombre bastará para que te recuerden. Es mejor hacer una breve presentación en la que indiques tu nombre, empresa y algún dato relevante sobre ese primer contacto; por ejemplo, si esa persona te dio su tarjeta, si alguien los presentó, si acudieron al mismo evento o si hablaron de algún tema en particular. 

5. Describe brevemente el suceso

Posteriormente menciona de qué hablaron en su momento y recuérdale el motivo por el que establecieron contacto. Ten presente que se trata de un correo electrónico, así que la brevedad será tu mejor aliada para conectar; por ello no te excedas, porque corres el riesgo que te dejen de leer.

6. Haz una transición

Después de que hayas puesto en contexto a tu interlocutor establece un puente de transición entre el pasado, el presente y el futuro; es decir, ya le dijiste cómo se contactaron y de qué hablaron, ahora le explicarás por qué lo contactas y que pasará después de que retomen la comunicación 

Piensa hacia dónde quieres llevar la comunicación con esa persona; aquí puedes utilizar un llamado a la acción o CTA, con el cual le estarás diciendo lo que esperas: que te llame, te proporcione información de un contacto, responda un test, pruebe tu producto, se suscriba a tu blog, recupere su carrito de compras, se registre a un evento, etc. 

7. Ofrece algo nuevo

Si crees que es necesario incentivar al contacto podrías ofrecerle algo nuevo, sobre todo cuando se trata de correos de seguimiento enfocados en una venta: una oferta de temporada, una promoción, capacitación gratuita o nueva información sobre el producto o servicio.

8. Despídete y abre la puerta

En este punto, ya no hay nada más que decir, así que despídete con el mismo tono cordial y fresco, pero dejando la puerta abierta para seguir interactuando. Por ejemplo, pregúntale qué opina de la solución o la propuesta que le haces o formula una frase para impulsarlo a responder.

Ejemplo de correo de seguimiento eficaz

Siguiendo los pasos anteriores podrás redactar adecuadamente tus correos de seguimiento. Piensa siempre en una estructura clara, directa y simple. Dale prioridad a tu asunto y después escribe un texto honesto, poco pretencioso, amable, en el que pondere lo que puede aportar esta interacción.

Ahora te presentamos un ejemplo de un correo; imaginemos a un gerente de ventas de una empresa que ofrece una tecnología de rastreo satelital para flotas que transportan mercancías. Este gerente conoció al propietario de una flota en una exposición, donde hicieron networking e hicieron un primer contacto vía telefónica. El propietario de la flota quería probar el servicio, pero ya no hubo mayor comunicación.

Así luciría el correo de seguimiento que elaboraría el gerente de ventas, con el objetivo de que esa empresa realice una prueba de su tecnología: 

(Elemento atractivo)
Asunto: Lo que te prometí: incrementa 50 % la seguridad de tus transportes

(Presentación)
Hola, Roberto. Soy Diego Lara, gerente de Ventas en RASTREA, nos conocimos en Expo Transporte. 

(Descripción)
Platicamos hace poco por teléfono. Fue una de las charlas más interesantes que he tenido en los últimos años sobre el futuro de las flotas del transporte. Hablamos también sobre tus necesidades de seguridad y te interesó probar nuestra solución de rastreo satelital HUNTER.

(Transición)
Quisiera platicarte más sobre esta solución y cómo ayudará a que tus transportes estén más seguros. Tal como te había dicho, puedes probar HUNTER durante 3 meses sin costo y te encantarán los resultados. Si estás interesado, por favor, pongámonos de acuerdo para que inicies tu prueba.

(Nueva oferta)
Además, recientemente añadimos una tecnología adicional que incrementa 50 % la seguridad de tus vehículos, la cual ya forma parte integral de HUNTER, por lo que no tiene costo adicional. Interesante, ¿verdad?

(Despedida)
Muchas gracias por tu atención y quedo pendiente tu respuesta. Por cierto, ¿asistirás al evento Proveedores Logísticos? Ahí estaré por si tienes oportunidad de charlar personalmente.

Saludos cordiales
Diego Lara, gerente de Ventas 
RASTREA

20 líneas de asunto para tus correos de seguimiento

1. «Nuestros próximos pasos»

Utiliza esta línea de asunto para hacer un seguimiento después de un primer contacto o para volver a involucrar a un lead que se quedó callado.

2. «X opciones para empezar»

Introduce algunos puntos clave sobre cómo iniciar tu relación con el cliente mediante una oferta de contenido, una llamada telefónica, una oportunidad de actualización para los clientes actuales, etc. 

3. «No estás solo»

Esta línea de asunto es atractiva por dos motivos:

  • Es intrigante.
  • Es humana.

Si sabes que tu lead está enfrentándose a un desafío difícil, comparte historias de cómo otros clientes superaron un obstáculo similar, gracias a tus productos o servicios.

4. «¿10 minutos - [fecha]?»

Breve, fácil y al grano. Si puedes proponer una cita rápida en el cuerpo de tus correos electrónicos, las respuestas llegarán volando hacia ti.

5. «Un plan de 3 pasos para tu semana ocupada»

Si conoces los puntos débiles de tu cliente ideal, analízalos en el cuerpo del correo electrónico y brinda consejos breves y prácticos sobre cómo pueden superar esas dificultades durante la próxima semana.

6. «[Prospecto], pensé que podrían gustarte estos blogs»

Incluye su nombre en la línea de asunto y completa el cuerpo del correo electrónico con el contenido que sabes que necesita. Esta es una excelente manera de motivar a la acción a los leads desconectados o que no responden tan fácilmente.

7. «Aquí está la información que te prometí»

Este es un buen elemento atractivo porque motiva a la curiosidad y además hace pensar al interlocutor cuál fue esa promesa que le hizo la persona que le escribe. Siempre finaliza tu comunicación con varios pasos y temas relacionados. Esto les dará una dirección a ambos y también una razón para continuar con el seguimiento.

8. «Me encantaría recibir tus comentarios sobre esa reunión»

Si acabas de ofrecer una demostración o dirigiste una reunión con un lead, es una buena idea mantenerse en su mente y preguntar de inmediato si puedes responder cualquier pregunta o duda. Esto también ayuda a evaluar cómo salieron las cosas en la demostración y comprender cuáles deberían ser los siguientes pasos.

9. «Tuve esta idea a partir de la última vez que hablamos»

Esta línea de asunto provoca dos cosas:

  • Los anima a recordar la conversación.
  • Despierta interés en cuál podría ser tu idea.

10. «Pensé en lo que dijiste»

Esta línea de asunto funciona de manera similar a la anterior, pero con una ventaja adicional: pueden sentir curiosidad si ya han abordado una inquietud u objetivo, otorgándoles más poder de decisión. Si los leads conocen sus ventajas, es posible que estén más dispuestos a escucharte.

11. «No le digas a mi jefe»

Aprovecha este pequeño guiño para despertar su interés y hacerle sentir que tu mensaje es un secreto solo para él. Así creas una sensación de complicidad.

12. «¿Qué haría falta?»

Una pregunta retórica puede abrir un diálogo y tal vez los motive a responder.

13. «Esto es lo que haré»

Aplica la ley de reciprocidad ofreciendo algo con la esperanza de ganar el favor de su atención. El misterio de lo que estás ofreciendo y la promesa de obtener algo los impulsará a abrir el correo electrónico.

14. «¿Hablar el [día] a las [1:45]?»

Esta línea de asunto conlleva un consejo adicional: «Pedir una cita para el minuto 45 se siente menos exigente que una que comienza a la hora o media hora, porque sugiere que solamente necesitarás 15 minutos del tiempo del lead».

15. «Tú ganas»

Quizá es una línea de asunto bastante audaz o provocadora, pero es funcional si se estableció una negociación en los contactos previos. Aquí se le está advirtiendo al interlocutor que él tiene la razón y que tú estás cediendo, aunque en el cuerpo del texto esto puede matizarse. 

16. «Voy a ser muy honesto contigo»

Con esta frase puedes propiciar la apertura de tu correo electrónico porque no hay nada más tentador que una persona que está abriéndose. Esto genera curiosidad respecto a lo que dirá esa persona, gracias a su transparencia. 

17. «Lo que Netflix nos enseña sobre [aspecto de interés del contacto]»

Utilizar algo tan popular o que es conversación en muchos sectores (como Netflix o una serie específica) es una buena estrategia para crear un asunto de un correo electrónico, porque el interlocutor querrá saber a qué te refieres. 

18. «¿Te perderás esta oportunidad?»

Esta es una pregunta clásica, pero que no deja de ser funcional, ya que nadie quiere perderse ninguna oportunidad. Es una buena línea de asunto si realmente estás ofreciendo algo de valor que el interlocutor debe aprovechar. 

19. «Logra [gran resultado] con lo que platicamos»

Si usas datos relevantes, cifras o estadísticas contundentes siempre suscitarás una motivación para la apertura de los correos electrónicos, sobre todo si el resultado que estás pregonando tiene que ver directamente con el negocio de tu interlocutor. 

20. «Es el último correo para contactarte»

Cuando ya has intentado en varias ocasiones contactar a un lead que rompió la comunicación, una buena línea de asunto puede ser esta, porque será real: ya no habrá más correos de seguimiento. Sin embargo, generalmente cuando das un ultimátum las personas suelen reaccionar. 

Ahora ya sabes cómo estructurar un correo de seguimiento y algunas de las mejores propuestas para tus asuntos. Inténtalo y verás una mejoría en tus tasas de apertura de email. 

Descarga estas plantillas gratuitas y aprende cómo crear correos electrónicos que te ayuden a cerrar más ventas.
 New Call-to-action

Publicado originalmente el 06 de enero de 2022, actualizado el 06 de enero de 2022

Topics:

Seguimiento a Prospectos