La labor operativa de una empresa representa el centro de fuerza que permite hacer mejores elecciones y mantener una misma dirección en tiempo real sobre el funcionamiento diario de la empresa. 

Para lograr el éxito en tu empresa es importante hacer bien tres cosas:

  • Conocer el objetivo general
  • Tener un plan estratégico
  • Establecer los objetivos operativos

Esto permitirá que tus equipos trabajen juntos hacia una misma dirección, con una visión sólida hacia el futuro y con la flexibilidad de implementar cualquier cambio que sea necesario para alcanzar las metas establecidas. 

<< Mejora la calidad de los datos de tu empresa con un ecosistema digital  integrado [Guía gratis] >> 

Por lo regular, el plan de trabajo de una empresa debe ser impulsado por un conjunto de objetivos operativos antes de que se alcance la meta final.

Estos objetivos deben estar alienados con la estrategia general de la organización, lo que ayudará a evitar confusiones en los equipos de trabajo y permitirá a tu empresa optimizar el flujo de trabajo.

En este artículo te diremos qué son los objetivos operativos y por qué establecerlos en tu organización te ayudará a avanzar con más fortaleza en el mercado. Comencemos por definir este concepto.

En resumen, estos objetivos te ayudarán a alinear a todos tus departamentos en una misma dirección, lo que te llevará a ejecutar con mayor éxito tus estrategias comerciales. 

Si aún tienes dudas sobre la importancia de los objetivos operativos, a continuación hablaremos con mayor nivel de detalle sobre esto.

¿Por qué debes establecer objetivos operativos en tu empresa?

Contar con herramientas que te permitan definir el progreso de tu compañía es fundamental para alcanzar los objetivos planteados en la estrategia comercial general. Por lo tanto, trazar una hoja de ruta que incluya objetivos operativos, además de ayudarte a lograr tus metas con mayor eficacia, también te apoyará para ejecutar las actividades necesarias con el fin de seguir avanzando por el camino indicado. 

Los objetivos operativos son parte del plan estratégico de una empresa, ya que permiten dirigir a los equipos hacia una misma dirección.

Sirven como punto de apoyo para evaluar el desempeño de las estrategias en cada uno de los procesos, en un corto plazo, para alcanzar metas específicas a medida que se avanza en las estrategias generales. 

Dentro de sus beneficios podemos mencionar los siguientes:

  • Permiten reducir costos financieros en caso de que se lleguen a alcanzar los objetivos estratégicos a corto plazo.
  • Ayudan con la optimización de tiempo. 
  • Facilitan la evaluación de las estrategias y los riesgos que se pueden adquirir al llevarlas a cabo.
  • Ayudan a que los equipos y los miembros individuales tengan una misma visión. 
  • Contribuyen a la toma de decisiones favorables para la empresa.
  • Garantizan que se puedan identificar a tiempo cualquier tipo de fallas en las estrategias.
  • Ayudan a la actualización de los objetivos estratégicos de manera continua.

Como puedes ver, las ventajas de los objetivos operativos son muchas, y afectan positivamente varios aspectos de tu empresa. Por esta razón, si aún no los has establecido, te recomendamos que los hagas cuanto antes.

Diferencias entre los objetivos operativos, estratégicos y tácticos

Los objetivos son vitales en una compañía, ya que tienen que ver con indicadores de desempeño que facilitan la toma de decisiones.

Sin embargo, es muy común que, a pesar de su importancia, estos conceptos se confundan. La diferencia principal entre los objetivos operativos, estratégicos y tácticos de cualquier organización radica en su marco de tiempo, lo que hace posible que las empresas puedan llevar a cabo sus proyectos en buen término.

Para disipar cualquier atisbo de duda o confusión, veamos en qué se diferencia cada uno del resto.

Existen tres tipos de objetivos en una organización: 

Objetivos operativos

Los objetivos operativos son metas medibles a corto plazo que se centran en el «cómo» y ayudan a las empresas a alcanzar sus objetivos estratégicos planteados a largo plazo.

Representan el camino que siguen los departamentos para llevar a cabo diferentes tareas a corto plazo y que, en conjunto, resultan ser vitales para alcanzar las metas y los objetivos a futuro. 

Objetivos tácticos

Son las herramientas que se utilizan para perseguir los objetivos asociados a las estrategias empresariales. Los objetivos tácticos definen con más detalle los objetivos estratégicos y lo hacen a mediano plazo.

Son el conjunto de acciones que te permitirán llegar a tus objetivos estratégicos y se pueden ir creando en tiempo real conforme las estrategias van avanzando. A diferencia de los objetivos operativos, los objetivos tácticos son continuos, flexibles e iterativos.

Objetivos estratégicos

Se trata de los enfoques generales de una empresa que se llevan a cabo para lograr las metas planteadas. Se centran en el «qué» y crean un puente entre la visión y el plan estratégico a largo plazo de una empresa.

Los objetivos estratégicos se refieren a los resultados finales deseados y establecen qué es lo que quieres lograr con tu compañía en el futuro. Esto te permite hacer frente a tu realidad actual y tener una meta clara a largo plazo. 

Como puedes ver, el aspecto temporal o cronológico de cada uno representa la diferencia principal entre cada uno, por eso es que muchas veces existe confusión e incluso omisión al momento de establecer estos objetivos.

Ahora bien, una vez comprendido este aspecto fundamental de los objetivos operativos, es decir, que se trata de metas medibles a corto plazo que se centran en el «cómo», es momento de hablar de su implementación.

¿Cómo establecer un objetivo operativo?

En primer lugar, los objetivos operativos deben contar con las características SMART para poder ser eficientes.

Cuando hayas definido cada una de estas características, es momento de trabajar en la implementación de cada objetivo, sin perder de vista dos cosas: metas medibles a corto plazo y centradas en el «cómo».

Para establecer un objetivo operativo «inteligente» te recomendamos seguir los siguientes pasos:

1. Define los términos

Cuanto más claros sean los objetivos operativos, menos dudas van a generar entre los equipos. Sé específico en lo que quieres lograr para redactar cada objetivo con la mayor claridad posible. 

2. Decide cómo vas a medir los resultados

Los objetivos operativos deben utilizar una unidad de medida para saber de qué manera van a evaluarse los resultados obtenidos. Puedes basarte en los términos planteados anteriormente. 

3. Motiva a los equipos

Es posible que los objetivos operativos resulten ser exigentes, pero todos deben ser alcanzables en un periodo establecido relativamente corto, aunque varía para cada empresa.

Esto debe quedar claro en los equipos de trabajo, lo que les permitirá trabajar más motivados y hacia una misma dirección. Convoca reuniones con los equipos para informarles sobre los objetivos operativos establecidos y haz que se sientan cómodos con los estándares establecidos. 

4. Establece una fecha

Como ya lo hemos mencionado en este artículo, los objetivos operativos deben establecerse a corto plazo.

Es importante fijar un límite para lograrlos y, en caso de que no sea posible, entonces es importante ser flexibles para determinar plazos más específicos cada vez que se establezcan nuevos objetivos operativos.

Por último hablaremos de algunos ejemplos de objetivos operativos establecidos por compañías clave en el mercado.

3 ejemplos de objetivos operativos

1. Amazon

Amazon se convirtió en uno de los principales distribuidores de productos en medio de la pandemia e invirtió más de 11.500 millones de dólares en 2020 en iniciativas relacionadas con COVID para mantener seguros a sus empleados.

Esta crisis sanitaria demostró la adaptabilidad de este negocio al replantearse objetivos operativos que surgieron el camino. Por ejemplo, mantener a sus empleados seguros y hacer llegar los productos a sus clientes a tiempo.

Para ello la empresa implementó más de 150 actualizaciones de procesos dentro de sus almacenes para detener el contagio del virus y aumentar las pruebas en sus empleados.

Amazon llevó a cabo las siguientes acciones:

  • Controles de temperatura en toda su red de operaciones.
  • Distribuyó millones de máscaras a sus empleados.
  • Pruebas periódicas de COVID-19 a todos sus empleados.
  • Intensidad en limpieza y desinfección regular en sus instalaciones, vehículos, pantallas táctiles, etc.
  • Ajuste de sus prácticas para que sus empleados en centros logísticos puedan practicar distanciamiento social.
  • Pago y tiempo libre para los empleados.
  • Creación de nuevos empleos .

El objetivo operativo de salvaguardar la vida de sus empleados y cumplir con las entregas permitió a Amazon continuar con su camino hacia su objetivo estratégico: convertirse en la empresa más centrada en el cliente del mundo.

Para ello cada uno de los objetivos operativos deben estar diseñados para alcanzar esta meta. La cual, sin lugar a dudas, ha logrado.

2. Adidas

Esta marca alemana de zapatos y ropa deportiva ha trazado un nuevo plan estratégico a corto plazo, con el que busca alcanzar objetivos operativos que le ayuden a aumentar la credibilidad de su marca y elevar la experiencia de los consumidores a través de la sostenibilidad del planeta.

Dentro de sus objetivos operativos en este nuevo plan destacan:

  • 9 de cada 10 productos de Adidas se fabricarán con materiales sostenibles para 2025.
  • Usar solo poliéster reciclado a partir de 2024 y reducir la huella de carbono.

Este nuevo plan estratégico incluye esquemas de tareas y operaciones organizadas con base en los procesos necesarios para cumplir con los objetivos operativos planteados.

Con ello buscan aumentar sus ventas en el comercio electrónico, a la vez que aportan, a través de cada producto, un granito de arena a los sostenibilidad de los recursos planetarios y la disminución de los gases causantes del calentamiento global; sin perder de vista el centro de toda su estrategia, los clientes, y la personalidad de la marca.

Visto de esta forma, Adidas enfrenta un enorme reto, el cual hasta el momento parece que será alcanzado conforme a su agenda.

3. Inditex

La multinacional española de fabricación e industria textil también ha trazado una nueva hoja de ruta para alcanzar sus objetivos comerciales.

Para ello ha lanzado un nuevo plan estratégico para 2022 que se basa en tres ejes:

  1. Digitalización
  2. Integración total de tienda online
  3. Sostenibilidad

Para llegar a estas metas ha establecido diferentes objetivos operativos como:

  • Actualización de su plataforma de sus tiendas con herramientas tecnológicamente avanzadas.
  • Abrir 150 establecimientos al año y realizar ampliaciones en las tiendas existentes.
  • Ampliación del sistema RFID, una tecnología con la que se puede identificar cualquier artículo de forma única gracias al uso de etiquetas previamente establecidas. 
  • Impulsar la reutilización y reciclaje de prendas en colaboración con entidades como el MIT.
  • Eliminar plásticos de un solo uso e incrementar fibras sostenibles o recicladas.

Inditex, lo mismo que Adidas, ha apostado por una estrategia de adaptación a los cambios, y a una implementación estratégica de objetivos operativos que le permiten alcanzar metas a corto plazo. Con lo cual estamos seguros que alcanzará sus metas más ambiciosas a futuro.

En resumen, establecer objetivos operativos adecuados para tu negocio puede ayudarte a tomar las mejores decisiones y a alcanzar tus objetivos estratégicos a largo plazo, como parte de una estrategia integral.

Además, te permitirá contar con los datos correctos y actualizados en todo momento sobre tu empresa y, por lo tanto, dirigir de manera eficaz los esfuerzos necesarios para alcanzar tus metas planteadas.

Ecosistema digital guía

 Datos calidad guía

Publicado originalmente el 17 de junio de 2021, actualizado el 17 de junio de 2021

Topics:

Gestión de operaciones