Hasta este momento todo tipo de empresas, sin importar su industria o sector, lleva a cabo sus propios procesos organizacionales. Estos pueden ser considerados como las acciones o actividades secuenciales que les permiten intercambiar información y habilidades de manera interna para alcanzar sus objetivos empresariales.

Los procesos pueden variar, pero principalmente se clasifican con base en la relación directa con clientes o si están enfocados en la entrega de valor. 

<< Descarga gratis la plantilla para elaborar un plan de ventas para tu empresa  >> 

Tipos de procesos organizacionales

  • Esenciales: son los más importantes y requieren de un contacto directo con el cliente, pues su objetivo es entregarle valor para satisfacer sus necesidades y demandas. 
  • De soporte: están formalmente establecidos dentro de la empresa y su propósito es brindar apoyo a los procesos esenciales para cumplir con el mismo objetivo. Su diferencia es que no se tiene un contacto directo con los clientes. 
  • De gestión: su principal función es administrar las actividades que deben cumplir los encargados de los procesos esenciales y de apoyo. Ellos deben asegurarse de que haya eficacia en los procesos, por lo que dan constante seguimiento y control sobre estos con el fin de que el valor que se le debe dar al cliente se otorgue sin complicaciones. 

Lo esperado en cada una de estas clasificaciones es que los procesos se desarrollen eficazmente y que todas las partes involucradas cumplan con su parte. La buena realización de procesos, además de dar valor al cliente para retenerlo, también mejora el entorno laboral y aumenta la productividad de cada uno de los colaboradores o áreas. Esto repercute positivamente en los ingresos de una organización. 

Pero ¿qué sucede cuando este proceso presenta fallas u obstáculos para su buena ejecución? No es un secreto que uno de los principales retos empresariales es aprender a adaptarse constantemente a las necesidades de los mercados. Para lograrlo, los miembros del equipo requieren conocer las necesidades de su capacidad productiva, tecnológica y de sus productos o servicios; esto permitirá que se realicen los cambios adecuados.

Todas las empresas necesitan mejorar sus procesos en algún momento, pues periódicamente se va perdiendo la armonía y comienzan a presentarse fallos que pueden traer consigo la necesidad de transformación. Pero para comprender mejor de qué se trata la mejora de procesos, comencemos por hablar de su definición e importancia.

También se puede decir que es la disciplina que se enfoca en ajustar un proceso para mejorarlo y hacer su uso más asertivo o efectivo. Normalmente los objetivos se basan en disminuir los costes y maximizar el rendimiento, pero también pueden apuntar a hacer más eficiente la cadena de valor de las ventas, las relaciones con los clientes o la producción interna, como los inventarios. 

La mejora de procesos debe ejecutarse después de un amplio análisis, pues pretende crear estrategias para alcanzar los objetivos de la empresa. Debido a ello debes conocer a profundidad tu empresa, su estructura, flujo de trabajo y siempre tener presente las metas a las que quieren llegar.

¿Cómo puedes identificar que tu empresa necesita una optimización de procesos?

Toma en cuenta las siguientes situaciones: mala utilización del espacio de trabajo, acumulación de materiales, personas que no aprovechan bien el tiempo para realizar actividades relevantes o sobrecarga de labores, ansiedad, mal clima laboral, accidentes de trabajo o la incapacidad para controlar las operaciones y a los empleados.

Algunas acciones básicas para la mejora de procesos son las siguientes:

  • Identificación de procesos: guíate con la pregunta «¿qué hay que mejorar?»
  • Mapeo de procesos: para realizarlo pregúntate ¿quiénes participan?, ¿cuáles son sus funciones?, ¿qué objetivos deben cumplir? 
  • Diseño de procesos: piensa qué procesos se necesitan realizar y cómo deben llevarse a cabo.
  • Ejecución de procesos: una vez establecidas las formas de mejora de procesos, impleméntalas para ver su evolución y resultados en los procesos.
  • Optimización de procesos: observa y pregúntate ¿la mejora de procesos establecida está siendo útil? De lo contrario, es necesario que identifiques las fallas y hagas las modificaciones pertinentes.
  • Automatización de procesos: para que la mejora sea más eficaz, piensa cómo se puede lograr que esta mejora de procesos sea más sencilla de incorporar. Quizá se facilite a través de la adopción de tecnologías de automatización de procesos, como CRM o ERP. 

En pocas palabras: la mejora de procesos intentará encontrar las causas de las deficiencias dentro de una empresa para corregirlas y que ocurran de forma óptima. Sin embargo, sigue habiendo organizaciones que no concentran esfuerzos en la optimización de sus procesos, lo que puede afectar en la interacción con sus clientes y su productividad. La identificación de fallas o deficiencias es vital para el buen andar de tu compañía.

¿Por qué es relevante la mejora de procesos en tu organización?

De acuerdo con un estudio realizado en una empresa en Ecuador, el 23,08% de sus actividades no agregaban valor a la empresa. Es decir, requerían una reestructuración para no obstaculizar las responsabilidades de cada área en la organización. Este es un ejemplo perfecto de la importancia que tiene el mejoramiento de procesos dentro de una compañía para poder potenciar su rendimiento y productividad así como resolver sus áreas de oportunidad. 

Un aspecto a considerar es que en un proceso intervienen distintos factores como los materiales, el tiempo, la tecnología, la infraestructura, los recursos humanos, entre otros. Por ello, la mala utilización de estos recursos impacta en el grado de satisfacción de los clientes. Esto daña la rentabilidad de la organización casi de manera inmediata.

¿Cuáles son los beneficios principales de la mejora de procesos?

Lograr la automatización de tus procesos a través de su optimización podrá ayudarte a obtener niveles elevados de eficacia en diferentes áreas de tu empresa, sin la necesidad de altas inversiones. Te presentamos algunos de los beneficios principales de la mejora de procesos para que comprendas su relevancia dentro de una organización.

  • Ahorro de tiempo: al realizar la mejora de tus procesos podrás disminuir o eliminar errores, lo que te permitirá ahorrar tiempo valioso y evitar que tus productos o servicios tengan defectos. Así todos tus colaboradores podrán centrarse en actividades de valor para tu organización.

  • Mejoramiento de productividad: concentrarte en la optimización de tus procesos actuales da oportunidad a tus colaboradores de realizar sus actividades diarias de una forma más ágil y productiva. Además, podrás tener más ingresos y un negocio más rentable. 

  • Optimización de costes: cuando no se tiene la certeza de las actividades que cada quien debe realizar o existen dudas acerca de cómo llevar a cabo un proceso eficazmente, se pueden cometer errores que perjudiquen directamente al proceso de gastos en tu empresa.

    Así, por ejemplo, podría haber un uso excesivo de materiales o una inversión innecesaria en alguna estrategia de marketing. Por ello, una buena optimización permite reducir costes en la ejecución de actividades.

  • Eliminación de actividades poco relevantes: es común que en las empresas haya áreas o colaboradores que no estén invirtiendo su tiempo como deberían. Esto no necesariamente es su culpa. A veces los mismos procesos a los que se enfrentan en su día a día los obligan a concentrarse en otras tareas y no en cumplir con sus objetivos diarios. 

    Por ejemplo, en el área comercial los ejecutivos de ventas suelen perder mucho tiempo creando contenidos relevantes para compartirlos con sus prospectos o realizando llamadas poco efectivas. Si bien esto es parte de sus labores, su principal objetivo es vender y, al no contar con herramientas o soluciones que los apoyen a automatizar ciertas actividades, no pueden ocupar todo su tiempo en lo que desearían. 

    En este sentido, la implementación de tecnología ayuda a que todos los colaboradores cumplan con sus objetivos. Siguiendo con el mismo ejemplo, si el área comercial empezara a trabajar con un CRM, los ejecutivos de ventas ahorrarían más tiempo gracias a la automatización de ciertas actividades (como el envío masivo de correos electrónicos) y comenzarían a invertir sus horas en cerrar tratos. 

  • Aumento de motivación en colaboradores: un empleado feliz tiene mayor compromiso con su organización. Esto significa que tiene más posibilidades de cumplir con sus objetivos y beneficiar a tu empresa. La mejora de procesos también afecta directamente este aspecto, pues favorece una buena relación y comunicación entre las diferentes áreas que conforman tu organización.

Esto da por entendido que más vale que no demores la mejora de procesos en tu empresa. La búsqueda de la excelencia empresarial es un camino complejo y trae consigo muchos retos, pero los beneficios que obtendrás merecen el esfuerzo.

Lograr un mejor crecimiento y satisfacer a tus clientes sí es posible y existen técnicas que puedes implementar para conseguirlo. Sigue leyendo a continuación para conocerlas.

5 metodologías para la mejora continua de procesos

Una vez que sabes cuáles son las áreas o aspectos a mejorar en tu proceso empresarial, es tiempo de elegir un método que te ayudará a iniciar con la optimización de tus procesos. Si no sabes qué opciones tienes, descuida, aquí te hablaremos  de cuatro poderosas metodologías que podrían serte de gran utilidad.

1. Método Kaizen

Este método tiene como objetivo maximizar la producción a través de la mejora continua, reduciendo las deficiencias para posicionarse como líder en el mercado. La historia del surgimiento de este método se remonta la época posterior de la Segunda Guerra Mundial, y su nombre proviene del japonés Kai que significa cambio y Zen, sabiduría.

Esta metodología se basa en el perfeccionamiento de todo lo que se realice. Una de las grandes frases para resumir este método sería: «No importa lo que hagas, siempre puedes hacerlo mejor». Entre las principales funciones del método Kaizen se encuentran la eliminación de malas prácticas o ineficiencias que afectan el desempeño de los procesos y sus involucrados. 

Su buen funcionamiento se basa en cinco pasos determinados como «S» y consisten en lo siguiente:

  • Seiri (organización): clasificar cada aspecto según su función y lugar. 
  • Seiton (reducción de búsquedas): facilitar herramientas o soluciones como materiales, software, tecnología, etc.
  • Seiso (limpieza): mantener el orden y la limpieza en el proceso apostando por la simpleza en el área de trabajo o los pasos a seguir. 
  • Soiketsu (estandarización): simplificar un proceso para que su realización sea mucho más fácil e intuitiva. 
  • Shitsuke (disciplina): buscar fomentar la disciplina y el autocontrol para mejorar la productividad de los procesos. 

Este método, además de detectar y eliminar imperfecciones dentro de tu proceso, también fomenta un gran cambio de hábitos positivos personales y profesionales en tus colaboradores. Esto lo convierte en una crítica constructiva que aumenta el compromiso de cada uno para sí mismo y la empresa.

2. Diagrama de Ishikawa 

Es también conocido como diagrama de espina de pescado o diagrama de causa de efecto. Es una herramienta de control de calidad que logra observar y analizar minuciosamente las raíces de un problema, a través de los aspectos involucrados en la ejecución del proceso.

El diagrama de Ishikawa toma en cuenta todos los factores que llevaron a esa problemática o deficiencia, por lo que al utilizarlo las posibilidades de que algún detalle en el proceso no sea tomado en cuenta disminuyen.

Esta técnica, creada en 1943, se aplica en diferentes proyectos o procesos y tiene los siguientes beneficios:

  • Identificación de las causas de un problema
  • Visualización de causas principales y secundarias
  • Detección de puntos de fricción y áreas de oportunidad
  • Prevención y control de problemas durante todo el proceso
  • Modificación de procedimientos o hábitos por soluciones sencillas

Métodos para la mejora de procesos: diagrama Ishikawa

 

Imagen de Redbility

Como un ejemplo de su funcionamiento, de acuerdo con un estudio realizado este año a una empresa de calzado en Colombia, el diagrama de Ishikawa permitió observar detalladamente las principales causas que generan los productos defectuosos en los procesos de fabricación.

3. Diagrama de Pareto

El diagrama de Pareto es una herramienta que permite comprender los problemas más relevantes que surgen en el interior de una empresa para realizar un análisis minucioso en un lapso determinado. Su objetivo es hallar los fallos ocurridos para comprobar si las mejoras realizadas son eficaces.

Esta metodología afirma que el 20% de esfuerzo supone el 80% de los resultados (y el otro 80% del esfuerzo supone el 20% de los resultados). Es muy utilizado en las empresas para establecer cuáles son los errores más importantes y que requieren una atención prioritaria, ayudando así a la toma de decisiones de los directivos.

Un estudio realizado en 2020 al departamento de cobranzas de la Compañía de Seguros Cóndor, reveló que la aplicación del diagrama de Pareto permitió identificar los tres problemas principales de la empresa. Gracias a esto, pudieron resolverse el 80% de sus inconvenientes dentro de su proceso organizacional.

4. Matriz Eisenhower 

La también conocida como caja de Eisenhower, es una estrategia que funciona para priorizar las tareas y administrar la carga de trabajo de una organización. Puede ser utilizada para mejorar la productividad del trabajo, ya que pretende planificar, delegar, programar y resaltar las tareas más importantes.

Cabe señalar que este método separa las tareas en cuatro cuadrantes:

  1. Urgente e importante: tareas que hay que realizar de inmediato.
  2. Importante, pero no urgente: tareas que pueden programarse para más adelante.
  3. Urgente, pero no importante: tareas que pueden delegarse a otra persona.
  4. Ni urgente ni importante: tareas que pueden descartarse o eliminarse.

De esta manera, la matriz de Eisenhower sirve para visualizar las tareas diarias, semanales, mensuales o de cualquier otro periodo o lapso, de acuerdo con su importancia y urgencia de realización.

5. Lean Six Sigma

Este método tiene el objetivo de mejorar los procesos a través del aumento de la rentabilidad y productividad de la organización. Se divide en tres fases y herramientas que presentamos a continuación.

  • Cambio: es una filosofía establecida dentro de la empresa para buscar la excelencia operacional. 
  • Mejorar: aquí se optimizan áreas o departamentos sin que la alta dirección esté demasiado involucrada. 
  • Reparación: se trata de la contratación o capacitación del personal para el mejoramiento de los procesos. En esta etapa, el método Lean Six Sigma se encarga de eliminar sobreproducción, talento no empleado, inventario, defectos, entre otros. 

Entre las principales herramientas que se utilizan para su buena aplicación se encuentran:

  • DMAIC: esta es una serie de pasos que son: Definir (Define), Medir (Measure), Analizar (Analyse), Mejorar (Improve) y Controlar (Control). En el primer caso se realiza la determinación de procesos que serán evaluados; en el segundo, entra la fase de medición y registro de datos a evaluar; en el tercero, se realiza el estudio de las estadísticas provenientes del paso anterior; en el cuarto, se pone en marcha la mejora de procesos; y en el quinto paso se hacen las observaciones pertinentes para verificar que todo esté saliendo como se espera. 
  • PCA: el índice de capacidad del proceso es un análisis estadístico que evalúa el rendimiento de los procesos. 
  • SPC: el control estadístico de procesos o cartas de control sirve para preparar las gráficas que reflejarán las mejoras alcanzas. 
  • VOC: en la Voz del Cliente se recopilan datos valiosos a través de entrevistas, focus group o encuestas para conocer los requerimientos de los clientes. La idea es convertir esta información en datos cuantitativos y cualitativos. 

6 herramientas para la mejora de procesos

Así como existen métodos para la mejora de procesos también hay herramientas que permitirán que el desarrollo sea lo más eficiente posible. Te compartimos algunas alternativas para que elijas la que mejor se adapte a tus necesidades y objetivos. Si consideras que puedes utilizar más de una herramienta para garantizar tu transformación, no dudes en hacerlo.

1. Sistema CRM

Los sistemas o software de CRM pueden ser muy útiles para mejorar los procesos de tus áreas de marketing, ventas y servicio al cliente. Estas plataformas consolidan un fuerte apoyo para que todos los procesos de tu empresa se lleven a cabo con eficiencia. No es necesario hacer cambios drásticos en tu organización o contratar nuevo talento, pues son altamente adaptables al momento en que se encuentre la implementación. 

Algunas de las grandes ventajas de implementar un CRM en tu compañía son la automatización de procesos y el seguimiento detallado del rendimiento de tus estrategias, procesos y personal. En el primer punto, muchas empresas no suelen aprovechar sus horas laborales para sacar su mayor rendimiento, debido a fallas en los procesos. Con un CRM puede automatizar actividades y tareas para que los colaboradores se concentren en los objetivos del día.

En el caso del seguimiento detallado, para evitar en lo posible caer en fallas o errores, es indispensable que tu empresa tenga un registro actualizado de todo lo que pasa en los procesos organizacionales. De esta manera ningún detalle pasará inadvertido; en caso de que surja un desperfecto, podrás visualizarlo a tiempo y prevenirlo eficazmente.

Con HubSpot CRM nunca más tendrás que actualizar informes manualmente ni preguntarte acerca del rendimiento de tu equipo. Gracias a los informes detallados sobre la actividad de ventas, la productividad y el desempeño individual, siempre tendrás un panorama actualizado de todo tu embudo de ventas en un panel visual organizado, y tendrás toda la información que necesitas para guiar a tu negocio hacia el éxito.

2. Brainstorming

Esta técnica, también conocida como lluvia de ideas, puede ayudarte a la hora de realizar un trabajo grupal que facilite el flujo de nuevas ideas sobre un problema en específico.

Esta herramienta busca sacar el mayor provecho posible de la interacción entre los individuos y miembros de una organización, a través de reuniones informales donde se recaben ideas creativas para valorarlas, aplicarlas y comprobar su efectividad.

3. Diagrama SIPOC

Este diagrama recibe su nombre por sus siglas en inglés: Suppliers, Inputs, Process, Outputs y Customers. Permite entender a grandes rasgos el funcionamiento de un proceso. Ayuda a las compañías a dar respuesta a estos posibles cuestionamientos:

  • ¿Quién suministra los insumos para el proceso? 
  • ¿Cuáles son las actividades que logran que el proceso transforme los insumos?
  • ¿Quiénes son los clientes del proceso? 
  • ¿Qué resultados se esperan del proceso y los insumos? 

De forma desglosada, sus elementos se conforman de esta manera:

  • Supplier (Proveedor): es quien aporta los recursos materiales u otros recursos. 
  • Inputs (Entradas): son los elementos necesarios aportados por el proveedor como información, personal, infraestructura, entre otros. 
  • Process (Proceso): son las actividades que transforman las entradas. 
  • Outputs (Salidas): son los resultados de las entradas, es decir, el producto o servicio usado por los clientes. 
  • Customers (Clientes): quienes reciben las entradas y su nivel de satisfacción después de comprar el producto o servicio.  

Si ya estás por iniciar la gestión de mejora de procesos, este diagrama te será de gran utilidad para comprender el nivel de alcance. Esta herramienta es ideal para volver a familiarizarte con todo lo relacionado con tu negocio y detectar eficazmente en dónde surgieron las fallas y por qué.

4. Hojas de control

Esta herramienta de gestión de calidad permite recabar información de manera sencilla y precisa; es utilizada principalmente para identificar y analizar los problemas que evitan que un proceso tenga la calidad que se desea.

También puede adaptarse a diferentes propósitos, como la validación de un producto o servicio. Además, es fácil de utilizar pues posee una tabla de conteo con preguntas o frases que permiten recolectar los datos necesarios para identificar el fallo.

5. Los 5 porqués

Esta herramienta se basa en realizar preguntas para explorar relaciones de causa-efecto que provocan un problema en un momento determinado.

Dicha estrategia consiste en analizar cualquier problema y preguntarse: «¿Por qué?». La respuesta al primer «por qué» generará otro «por qué». La respuesta al segundo «por qué» provocará otro, y así sucesivamente. Por esta razón, la herramienta recibe su peculiar nombre.

6. Análisis de valor

Esta herramienta se enfoca en la mejora continua y pretende ser un método ordenado y original para aumentar el valor de tu producto o servicio. Este método sostiene que el valor del producto es el resultado de observar cómo logra su objetivo y el coste del mismo.

Para ello, necesitarás identificar dónde se encuentran las oportunidades posibles de reducciones de costes y cuál tiene más potencial. Usualmente podrás optimizar tus recursos y encontrar medios de menor precio, realizando exactamente las mismas funciones.

Como puedes ver, cada una de estas herramientas son realmente útiles para detectar problemas específicos dentro de tu organización y encontrar las soluciones óptimas para tu empresa. Ahora que tienes todo lo que necesitas para implementar la mejora de procesos, te mostramos unos ejemplos para inspirarte.

3 ejemplos de mejora de procesos en una empresa

Los ejemplos de empresas que han mejorado sus procesos pueden ser una gran referencia acerca de cómo debes hacerlo y para qué. Aquí podrás informarte un poco más sobre compañías que seguro ya tú conoces y son líderes de gestión de negocios.

1. Amazon 

Ejemplo de empresas que implementan un método de mejora de procesos: Amazon

Imagen de 1000marcas.net

Desde su fundación en 1994, Amazon ha sabido que la mejora de procesos sirve para aumentar su productividad y generar resultados de calidad. Por ello, una de las claves de su éxito logístico ha sido concentrarse en la atención de sus empleados bajo un enfoque de employee centric. Esto ha dado como resultado un mejoramiento en la satisfacción de sus empleados, lo que a su vez, genera cambios positivos en la felicidad de los clientes. 

El enfoque centrando en sus empleados en Amazon hace uso de la metodología de Kaizen que, como lo explicamos anteriormente, busca optimizar procesos y reducir los errores. La compañía consigue dominar esto prestando una gran atención a sus empleados; los escucha diariamente, los motiva, les aporta y facilita las herramientas y soluciones necesarias para alcanzar sus objetivos de manera más sencilla. 

Amazon adquirió la herramienta Safety Leadership Index para la mejora de procesos. Esta solución en línea mide periódicamente la percepción de los empleados en cuanto a temas de seguridad laboral. En ella, todos los colaboradores pueden compartir sugerencias y comentarios de lo que les gustaría cambiar. Esto ayuda a prevenir riesgos de trabajo de toda índole.  

Así, cuando los empleados de Amazon se sienten seguros y contentos con las condiciones en las que trabajan, una parte del mejoramiento de procesos está completada. Con esto consiguen potenciar el rendimiento de la compañía, logrando envíos de mercancía más veloces, reducir costes y aumentar la satisfacción de los clientes al recibir un servicio impecable.

2. Square

Square, empresa que implementa metodologías para mejorar sus procesos

Imagen de CriptoTendencia

Otro ejemplo del mejoramiento de procesos internos centrado en los empleados fue el que implementó la compañía de servicios financieros. Square decidió adaptar sus procesos a un concepto llamado «hot desking». Esto significó que sus colaboradores ya no tendrían un escritorio designado y podrían cambiarse de lugar constantemente. Sí, tal vez este cambio pueda parecer insignificante, pero si deseas crear un mejor entorno laboral donde la unión y el compañerismo reinen, estos cambios no suenan tan descabellados. 

Este concepto es muy flexible y consigue aumentar el nivel compromiso y optimismo laboral. Las ventajas del «hot desking» como forma para mejorar los procesos de interacción de una empresa, pueden ser las siguientes:

  • Ahorro de hasta un 50% del espacio utilizado por una empresa.
  • Ahorro en costes, pues solo se invierte en el espacio ocupado.
  • Mejor comunicación entre los trabajadores y aumento en la colaboración de proyectos.

Actualmente, los empleados de la oficina de Square cuentan con una gran variedad de entornos a elegir. Con ello, cada uno tiene la oportunidad de interactuar con todas las áreas y puestos de la organización. No sería nada extraño ver al CEO de la compañía trabajando a lado de un pasante, mientras disfrutan de una charla amena.

3. Tequila San Matías

Empresas que utilizan la mejora de procesos: Tequila San Matías

Imagen de Retorno Digital

Esta empresa mexicana dedicada a la producción y comercialización de tequila cuenta con más de 100 años de experiencia en el mercado. Esta compañía decidió mejorar sus procesos a través de un nuevo método de organización, que incluyó la incorporación de una plataforma electrónica de comunicación, estímulos económicos, coordinación eficaz para el acercamiento con empleados, un equipo de gerentes fortalecido, así como la puesta en marcha de diagnósticos y planeación estratégica. Esto con el objetivo de hacer eficiente su gestión de calidad y las relaciones con los trabajadores y proveedores. 

Además, también contó con una innovación en su estrategia de marketing: los clientes pudieron elegir el diseño de diversos productos en el mercado. Su producción comenzó a basarse en las necesidades y expectativas del consumidor a través de grupos focales y campañas publicitarias. 

Gracias a esta mejora de procesos, la empresa tequilera tuvo un incremento de casi el 30% en sus exportaciones y ganancias. Su nivel de calidad llegó a un alto nivel, incrementó su oferta comercial con más marcas de tequila, mejora en el acceso al mercado meta y mayores ventas y rentabilidad. 

Sin duda la mejora de procesos organizacionales trae consigo una gran serie de beneficios. Entre los principales y más importantes están: el aumento en ganancias, satisfacción del cliente y mejoramiento de la comunicación con todos los colaboradores que forman parte de estos procesos. 

Ahora que ya has comprobado el gran poder que tiene la mejor continua de procesos, puedes sentarte a pensar y considerar si esto es lo que necesita tu negocio. Recuerda que es mejor prevenir desastres a través de la detección temprana de deficiencias en tu empresa; mantener un monitoreo constante y una metodología de mejora en tus procesos permitirá que obtengan justo los resultados que desean.

plan de ventas

 Plan de ventas CTA

Publicado originalmente en enero 11 2021, actualizado enero 11 2021

Topics:

Mejora de procesos